jueves, 27 de febrero de 2014

28 días después

      Pese a la coincidencia del titulo de la entrada con la de una película de zombis chungos, los 28 días son referidos al tiempo transcurrido entre mi vista a urgencias donde me diagnosticaron la fractura de mi sexta costilla derecha, hasta que me he vuelto a subir a una bici de montaña, 28 horribles días de espera que pese a que aun estaré una par de semanas mas dándole prioridad a la carretera  y rodar sin demasiados esfuerzos, si que doy por iniciadas las nocturnas recuperadoras.

  Ayer tenia la intención de hacer una ruta muy sencilla, sin asumir ningún riesgo, el traumatologo y el fisio han coincidido en que empiece a salir pero sin caerme (tocate las narices, como si yo saliera predispuesto a ello), por lo que pretendía subir a Begues, ir a la Vallgrasa y por el Rat Penat bajar a Castefa y vuelta por la costa.

  Al llegar a Begues y no dolerme pese a ir con la KLEIN, decidí cambiar la ruta para que mis compañeros no se aburrieran demasiado, por lo que hicimos algunos senderos cerca del Pi Gros, para volver por la Massana a la Hípica, y bajar por el sendero de la Rectoría y las 1000 pelas hasta nuestra cena.
37 kilómetros con 650 (+) tan suaves como los inicialmente pensados, pero menos aburridos.

  Tuvimos la primera y estelar participacion de Juan ayer en nuestra nocturna, espero que le haya picado el gusanillo y se vuelva un asiduo de los miércoles, uno mas para el grupo.

      Juan, Javi y Domingo.
     Pese al enorme parecido de la foto con las publicadas recientemente de Alves y Neymar o la del año pasado de Cristiano celebrando un gol, no, no son ellos, es mi costillar en adobo y el vendaje neuromuscular o Kinesiotaping que me ha colocado el fisio, moderno es, espectacular también y encima funciona, dos días con el puesto y las noches son mas llevaderas, en la piscina soy la sensacion :-)

     Kinesiotaping.

    Buen fin de semana Biker a tod@s, ojo con los disfraces......